¿Qué hace un gerente de arrendamiento? (Y cómo convertirse en uno)

Por el equipo editorial de Indeed

Publicado el 25 de marzo de 2022

Los gerentes de arrendamiento a menudo trabajan en edificios de apartamentos u otras propiedades de alquiler para monitorear la calidad y mantener las tarifas de arrendamiento. El gerente de arrendamiento puede supervisar un equipo de agentes de arrendamiento, personal de limpieza y profesionales de mantenimiento. Si está interesado en convertirse en gerente de arrendamiento, aprender más sobre sus funciones puede ser beneficioso. En este artículo, explicamos qué hacen los gerentes de arrendamiento, explicamos cómo convertirse en uno, enumeramos las habilidades importantes que tienen, brindamos información sobre su salario y perspectivas laborales y ofrecemos consejos útiles.

¿Qué hace un gerente de arrendamiento?

Un gerente de arrendamiento es el profesional de un apartamento u otra propiedad de alquiler que administra a los agentes, procesa los arrendamientos y se comunica con los inquilinos. El gerente de arrendamiento se asegura de que la situación de vida en la propiedad sea positiva y alienta a los inquilinos potenciales a mudarse. Los gerentes de arrendamiento pueden tener diferentes funciones según las propiedades para las que trabajan. Estas son algunas responsabilidades comunes que un gerente de arrendamiento puede administrar:

  • Animar a los inquilinos potenciales a firmar nuevos contratos de arrendamiento de unidades

  • Mostrar unidades y educar a los prospectos sobre la propiedad

  • Responder y devolver las llamadas telefónicas de la oficina de arrendamiento

  • Establecer objetivos de arrendamiento para cada trimestre para los agentes de arrendamiento

  • Administrar y guiar a los agentes de arrendamiento a través de los procesos.

  • Creación de nuevos materiales comunitarios para la propiedad.

  • Proporcionar servicio al cliente a inquilinos y prospectos.

  • Vigilancia de la calidad y limpieza de las zonas comunes

  • Procesamiento de solicitudes de mantenimiento de los inquilinos de la propiedad

  • Mantener líneas de comunicación con los inquilinos de la propiedad.

Cómo convertirse en un gerente de arrendamiento

El camino que tome para convertirse en gerente de arrendamiento puede variar según sus objetivos educativos y oportunidades profesionales. Estos son algunos pasos que puede seguir para convertirse en gerente de arrendamiento:

1. Determina si es la carrera adecuada para ti

El primer paso para convertirse en gerente de arrendamiento es determinar si es la carrera adecuada para usted. Los gerentes de arrendamiento pasan gran parte de su tiempo trabajando con personas, desde comunicarse con los inquilinos hasta supervisar al personal de limpieza, los equipos de mantenimiento y los equipos de agentes de arrendamiento. Debido a que los gerentes de arrendamiento están disponibles para mostrar apartamentos y reunirse con los inquilinos, el trabajo remoto o desde el hogar no suele ser una opción. Aquellos que quieran más flexibilidad o expresión creativa pueden buscar una profesión diferente. Si le gusta trabajar con personas, resolver problemas y administrar organizaciones complejas, ser gerente de arrendamiento puede ser adecuado para usted.

2. Considere obtener una licenciatura

Muchas empresas inmobiliarias y de alquiler y los empleadores pueden preferir que los candidatos para los puestos de gerente de arrendamiento tengan al menos una licenciatura. Obtener una licenciatura puede ayudarlo a mejorar sus habilidades de liderazgo, conocimiento comercial y habilidades de comunicación. Tomar clases de derecho también puede ayudarlo a aprender más sobre los códigos de vivienda, las leyes de vivienda justa y cómo seguir el protocolo para mantener a los inquilinos seguros y felices. Considere obtener una licenciatura en un campo relacionado como marketing, publicidad, ventas, negocios o bienes raíces para prepararse para ser gerente de arrendamiento.

3. Obtenga experiencia relevante en el campo

Después de graduarse con una licenciatura, adquirir experiencia relevante puede ayudarlo a mejorar su currículum y desarrollar sus habilidades. Solicite puestos de nivel de entrada en administración de propiedades, bienes raíces o ventas de propiedades. Convertirse en un agente de arrendamiento puede ser útil, ya que puede adquirir conocimientos sobre las operaciones de arrendamiento y aprender del gerente de arrendamiento donde trabaja. Mientras adquiere experiencia en un puesto de nivel de entrada, puede desarrollar habilidades de comunicación, organización y pensamiento crítico. Muchos empleadores pueden preferir un candidato a gerente de arrendamiento con al menos tres años de experiencia.

4. Solicite puestos de gerente de arrendamiento

Una vez que tenga un título y una experiencia relevante, use un sitio de búsqueda de empleo en línea para encontrar puestos abiertos de gerente de arrendamiento cerca de usted. Cree materiales de solicitud efectivos, incluidos un currículum y una carta de presentación personalizada para cada puesto. Antes de reunirse con los gerentes de contratación, practique las respuestas a las preguntas de la entrevista para prepararse. Concéntrese en mejorar sus habilidades para la entrevista haciendo contacto visual adecuado, sonriendo y sentándose con la postura adecuada mientras habla con el entrevistador. Utilice los comentarios de amigos y familiares para mejorar potencialmente sus posibilidades de recibir una oferta.

Habilidades importantes para los gerentes de arrendamiento

Mejorar sus habilidades como gerente de arrendamiento puede ayudarlo a mejorar las operaciones y mejorar sus relaciones con los inquilinos. Estas son algunas habilidades importantes para los gerentes de arrendamiento:

Comunicación

Los gerentes de arrendamiento a menudo trabajan con muchos tipos de personas, incluidos contratistas, profesionales de la limpieza, expertos en mantenimiento, asesores legales, inquilinos actuales y posibles inquilinos. La comunicación es una habilidad importante para los gerentes de arrendamiento porque les permite transmitir información importante a otros profesionales y organizar servicios con éxito. Por ejemplo, el gerente de arrendamiento puede comunicarse con los contratistas de administración del césped y los servicios de reciclaje para asegurarse de que vengan en días separados. Un gerente de arrendamiento también usa habilidades de comunicación como negociación, persuasión y escucha para convencer a los posibles inquilinos de que firmen contratos de arrendamiento de unidades.

Atención a los detalles

Un gerente de arrendamiento supervisa la propiedad para garantizar que todas las áreas públicas estén limpias y en buen estado. Esto puede incluir vestíbulos, baños públicos, pasillos, buzones y áreas al aire libre. Tener un gran sentido de atención a los detalles puede asegurar que el gerente de arrendamiento se dé cuenta cuando hay un problema con los servicios. Al administrar las comunicaciones de los inquilinos, preparar documentos de arrendamiento y crear materiales para la comunidad, la atención a los detalles puede ayudar al gerente de arrendamiento a evitar cometer errores y brindar información precisa. La atención a los detalles también puede ser útil para los gerentes de arrendamiento al leer documentos importantes de la propiedad, como términos de seguros y contratos con servicios independientes.

Capacidad técnica

La competencia técnica es la capacidad de comprender y operar computadoras y programas. Un gerente de arrendamiento puede usar tecnología como computadoras y dispositivos para comunicarse con los inquilinos, crear materiales comunitarios, leer y firmar documentos, organizar paquetes y programar servicios. Por ejemplo, el gerente de arrendamiento puede usar un programa de diseño gráfico para anunciar nuevas tarifas en apartamentos tipo estudio o usar una hoja de cálculo para realizar un seguimiento de qué inquilinos pagan sus tarifas de estacionamiento a tiempo.

Pensamiento crítico

Los gerentes de arrendamiento a menudo resuelven problemas en las operaciones o entre inquilinos. El pensamiento crítico es la capacidad de evaluar un problema, identificar problemas potenciales y proponer soluciones viables. Al usar el pensamiento crítico, los gerentes de arrendamiento pueden encontrar soluciones que beneficien a todas las partes y mantengan a los inquilinos satisfechos con sus arreglos. Un gerente de arrendamiento también puede usar el pensamiento crítico para organizar el mantenimiento, las renovaciones y evaluar los datos sobre los patrones de arrendamiento actuales.

Salario del gerente de arrendamiento y perspectiva laboral

La cantidad que gana un gerente de arrendamiento puede depender de la empresa para la que trabaja, su educación y su desempeño. El salario nacional promedio para un gerente de arrendamiento es $ 49,279 por año. Otros factores, como la ubicación, también pueden afectar cuánto puede ganar un gerente de arrendamiento. Por ejemplo, la ciudad que paga más en los Estados Unidos a los gerentes de arrendamiento es Nueva York, donde pueden ganar un promedio de $69,871 por año.

De acuerdo con la Oficina de estadísticas laborales, los gerentes de arrendamiento pueden esperar un crecimiento del empleo del 3% entre 2020 y 2030, que es una tasa de crecimiento más baja que el promedio. Esto puede resultar en la apertura de 29,100 puestos adicionales en el campo cada año durante el transcurso de la década. En 2020, había 364.100 puestos disponibles para gerentes de arrendamiento.

Consejos para convertirse en un gerente de arrendamiento exitoso

El uso de estos consejos útiles puede permitirle aumentar las tarifas de arrendamiento, mejorar la satisfacción de los inquilinos y aumentar la habitabilidad de la propiedad que administra. Estos son algunos consejos para convertirse en un gerente de arrendamiento exitoso:

  • Obtenga más información sobre la comunidad. Una forma de tener éxito como gerente de arrendamiento es conectarse y aprender más sobre la comunidad en la que reside la propiedad. Conectarse con dueños de negocios y organizaciones en la comunidad puede ayudarlo a brindar información a los inquilinos y aprovechar las oportunidades para atraer personas a la propiedad.

  • Estudiar las leyes en materia de vivienda. Aunque muchas propiedades cuentan con profesionales legales para administrar los contratos de arrendamiento y otros documentos legales, aún puede ser útil obtener más información sobre las leyes relacionadas con la vivienda. Si lo hace, puede ayudarlo a seguir el protocolo, proporcionar información precisa a los inquilinos actuales y potenciales y reducir el riesgo para la propiedad y la compañía de arrendamiento.

  • Construir relaciones con los inquilinos. Considere formar relaciones con los inquilinos que viven en la propiedad que administra para ganar su confianza y simplificar la comunicación con ellos. Para hacer esto, puede iniciar conversaciones informales preguntándoles sobre sus familias, preguntándoles cómo les gusta vivir en la propiedad, escuchando sus inquietudes y esforzándose por ser un contacto confiable cuando necesiten su ayuda.

  • Acepta la crítica constructiva. Los inquilinos pueden ofrecer comentarios sobre la gestión de arrendamiento o las operaciones de la propiedad, y puede ser útil aceptar los comentarios y utilizarlos para mejorar. Por ejemplo, un inquilino puede notar que los contenedores de basura se llenan en exceso y solicitar que la empresa de gestión de residuos venga a vaciarlos dos veces por semana en lugar de una vez por semana, y al escucharlos, puede mejorar la situación de vida de todos los inquilinos.

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.