¿Qué es la higiene de datos? (Y por qué es importante)

Por el equipo editorial de Indeed

Publicado el 8 de abril de 2022

La higiene de datos se refiere al proceso de limpieza de conjuntos de datos o grupos de datos para garantizar que sean lo más precisos y organizados posible. La limpieza de datos es una parte importante para poder usarlos, por lo que puede beneficiarse al aprender sobre el proceso. Si está interesado en aprender sobre la higiene de datos, puede tener curiosidad sobre qué es lo que la hace importante y algunas de las mejores prácticas que debe tener en cuenta al limpiar los datos.

En este artículo, definimos la higiene de datos, explicamos sus beneficios y revisamos una lista de las mejores prácticas a tener en cuenta al limpiar sus conjuntos de datos.

¿Qué es la higiene de datos?

La higiene de datos es el nivel de limpieza que tiene su colección de datos o conjunto de datos completo. En general, la higiene de datos encapsula cualquier proceso al que se somete para limpiar sus datos y luego mantener esa limpieza. Los datos deben estar libres de errores, fáciles de entender, presentados de manera organizada y fáciles de duplicar. Cuantos más datos sigan esas pautas, mayor será la higiene de datos que probablemente tengan. Es importante mantener una buena higiene de los datos porque los datos llenos de errores pueden causar problemas que incluyen fallas de funcionamiento, roturas, demoras, virus e inexactitud.

Cualquier tipo de error en un grupo de datos o conjunto de datos puede hacer que la higiene de sus datos disminuya, incluidos los siguientes:

  • información desactualizada

  • datos incompletos

  • Información duplicada

  • Cambios no admitidos en las cifras

  • Datos inexactos

  • Detalles mal organizados

  • Direcciones defectuosas

¿Cómo participa en el proceso de higiene de datos?

Hay varias formas en las que puede participar en el proceso de higiene de datos. Por lo general, los profesionales de datos se involucran en los siguientes procesos para limpiar una base de datos y aumentar su nivel general de higiene:

  • Conversión de archivos o reformateo de archivos: Esto se refiere a convertir sus archivos de datos en diferentes formatos de acuerdo con las necesidades comerciales específicas.

  • Análisis: Esto se refiere a diferenciar y separar elementos específicos de un registro en diferentes campos dentro de la base de datos.

  • Geocodificación: Esto se refiere a aplicar coordenadas de latitud y longitud a direcciones específicas que ha almacenado en su base de datos.

  • Deduplicación: Esto se refiere a eliminar cualquier información, como nombres, direcciones de correo electrónico, números de teléfono, direcciones u otros registros que aparecen más de una vez en su base de datos.

  • Fusionar: Esto se refiere a combinar información, como elementos duplicados, en una copia completa y cohesiva en su base de datos.

  • Intersecciones: Esto se refiere a identificar lugares dentro de su base de datos donde los archivos tienen puntos de inspección, como una dirección compartida, y agruparlos para formar un archivo nuevo y único.

  • Purgar: Esto se refiere a identificar cualquier información innecesaria en su base de datos y simplemente desecharla.

  • Divisiones A/B: esto se refiere a la segmentación de archivos dentro de su base de datos para probar diferentes estrategias y procesos en ellos para ver cuál funciona mejor para sus necesidades.

  • Codificación clave: Esto se refiere a vincular un identificador único a cada archivo individual en su base de datos al anotar su significado y origen.

¿Por qué es importante la higiene de datos?

Tener una buena higiene de datos es importante por una amplia gama de razones, que incluyen:

  • Ayudar con el seguimiento y la generación de clientes potenciales.

  • Agilización de procesos

  • Ayudar a identificar los elementos positivos de los datos

  • Creando eficiencias

  • Crear un estándar para medir el éxito

  • Ayudar a identificar problemas en los datos

Mejores prácticas para practicar la higiene de datos

Al participar en prácticas de limpieza de datos, generalmente hay algunos consejos a considerar. Estas prácticas suelen incluir lo siguiente:

Comenzando con una auditoría

Un buen primer paso a tomar mientras se involucra en el proceso de higiene de datos es comenzar con una auditoría completa de todos sus sistemas. Obtener información sobre lo que requiere reparación puede ayudarlo a determinar qué pasos debe seguir y cómo los va a tomar. Realizar una auditoría implica analizar holísticamente sus datos y su base de datos y determinar cuánto de ellos es útil para las necesidades de su negocio. Hacerlo también lo ayuda a comprender qué puntos de datos necesita, cuáles no y cuáles requieren ayuda adicional para tener éxito.

Comenzar el proceso de higiene de datos con una auditoría puede brindarle una visión realista de la cantidad de datos que debe limpiar. Una vez que haya realizado una auditoría, puede tener una buena plataforma en la que continuar con el proceso de higiene de datos.

Centrándose en los detalles

Es importante recordar que incluso las pequeñas incoherencias pueden generar problemas mucho mayores, por lo que adoptar un enfoque centrado en los detalles del proceso de higiene de datos puede ser especialmente útil. Analizar todos los pequeños detalles dentro de su base de datos puede ayudarlo a identificar entradas inexactas, información desactualizada o conjuntos de datos incompletos. Además, al centrarse en los detalles más pequeños, es posible que pueda encontrar áreas de su base de datos que podrían beneficiarse de diferentes métodos que manejen sus datos de una manera más estandarizada.

Estandarizar ciertos aspectos de su base de datos

La creación de un estándar de base de datos puede ser útil para mantenerla lo más limpia posible. Si lo hace, puede optimizar todos los procesos de entrada de datos, además de acelerarlos y garantizar que estos métodos sean eficientes. Puede considerar estandarizar los siguientes aspectos de su base de datos:

  • Abreviaturas y números: Crear una regla para deletrear o abreviar ciertas palabras y números puede ayudar a estandarizar la información dentro de su base de datos.

  • Direcciones de correo electrónico: es común que las personas ingresen direcciones de correo electrónico falsas o incorrectas cuando se les solicita que proporcionen una dirección de correo electrónico a una entidad. Verificar que una dirección de correo electrónico sea correcta y utilizable puede garantizar que su base de datos esté libre de direcciones de correo electrónico falsas, lo que ayuda a mantenerla limpia y organizada.

  • Direcciones particulares o comerciales: Asegurarse de que cualquier dirección particular o comercial en su sistema tenga el mismo formato es útil para garantizar que todo lo que se envíe a estas direcciones llegue allí. Además, ayuda a crear un estándar para las direcciones que aparecen en su base de datos.

Eliminar cualquier información innecesaria

Sacar cualquier información de su base de datos que simplemente no necesita es una parte importante del proceso de higiene de datos. La información innecesaria, o la supresión de datos, puede ensuciar su base de datos y no permitir que esté lo más organizada y limpia posible. Si no puede usar un punto de datos, puede considerar eliminarlo completamente de su base de datos. Si lo hace, puede ahorrarle tiempo, esfuerzo e incluso dinero.

Creando procesos para la uniformidad

Con la higiene de datos, es clave desarrollar ciertos procesos para garantizar la uniformidad dentro de la base de datos. Definir claramente e implementar procesos estándar para la uniformidad puede lograr esto. A medida que el negocio y la base de datos crezcan, puede considerar revisar estas reglas y procedimientos y cambiarlos según sea necesario. Por ejemplo, puede crear procesos para abordar lo siguiente:

  • Entrada de datos: puede crear una forma estándar para que las personas ingresen datos en la base de datos, incluidas las reglas específicas y los pasos que deben seguir al hacerlo.

  • Resolución de errores: puede crear un plan claramente definido sobre qué hacer si alguien identifica un error, incluido a quién contactar y cómo contactarlo.

  • Datos desordenados: Para empezar, puede crear un plan para evitar que los datos sucios ingresen a la base de datos, incluidos formularios adicionales para completar al ingresar cualquier dato.

considerando traer un equipo

El uso de un equipo de especialistas profesionales en datos puede ser útil para participar en la higiene de datos, al menos cuando comienza el proceso por primera vez. Los especialistas en datos pueden usar su experiencia para adoptar un enfoque en profundidad para analizar números, información de contacto, nombres, direcciones y otros detalles importantes. Si usted mismo no es un experto en higiene de datos, puede beneficiarse enormemente de la subcontratación de profesionales.

mantenimiento de la limpieza

Una vez que haya limpiado su base de datos, es importante mantenerla lo más coherente posible. Crear reglas para ingresar o filtrar datos puede ayudarlo a mantener una base de datos limpia. La revisión rutinaria de todos los conjuntos de datos y entradas también puede ayudarlo a garantizar una base de datos higiénica y de alta calidad.

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.