Cómo desarrollar su influencia en el trabajo

Por el equipo editorial de Indeed

Actualizado el 29 de marzo de 2022 | Publicado el 7 de octubre de 2019

Actualizado el 29 de marzo de 2022

Publicado el 7 de octubre de 2019

Las conexiones que forma en el lugar de trabajo son cruciales para construir un entorno productivo y una red profesional. Sus compañeros de trabajo pueden convertirse en amigos que hacen que el trabajo sea más placentero y pueden apoyarlo para futuros roles.

En este artículo, discutiremos cómo cultivar relaciones sólidas y tener una influencia positiva en los demás.

Qué significa influir en las personas en el trabajo

Hacer amigos se trata de hacer el esfuerzo de construir relaciones sólidas. Hay algunas formas efectivas de comenzar a fomentar relaciones significativas con otras personas en el trabajo, que incluyen:

  • Mostrar interés genuino en los demás y en su trabajo.

  • Ser generoso con comentarios positivos, aliento y apoyo.

  • Ser claro con los demás con una comunicación consistente y honesta

  • Ser intencional en pasar tiempo de calidad y conversar con los demás.

Invertir tiempo y esfuerzo en relaciones profesionales duraderas puede beneficiarlo tanto en su lugar de trabajo actual como en su carrera más amplia.

Cuanto mejor sea su relación con sus colegas, mejor será su probabilidad de trabajar juntos. Ser amigo de sus colegas a menudo facilita el trabajo en equipo, lo que puede mejorar su productividad. También puede mejorar la calidad de su trabajo, lo que puede resultar en una cartera, un currículum o una revisión del empleador más sólidos.

Relacionado: Conviértase en un experto en redes en 7 pasos

Ganar influencia en el trabajo invirtiendo en las relaciones

Esto puede requerir algo de autorreflexión y superación personal, ya que muchas estrategias requieren analizar sus acciones y reacciones, además de ser más considerado con los demás. Aquí hay algunos métodos para ayudarlo a mejorar sus relaciones con sus colegas y supervisores.

1. Sé humilde y reconoce tus errores

Reconocer los errores en el lugar de trabajo requiere humildad, lo que puede mejorar la forma en que tus colegas y superiores te perciben. Esta estrategia también puede preservar su productividad a medida que avanza.

Cuando cometas un error, sé rápido para asumir la responsabilidad. Por ejemplo, si olvidó la fecha límite para el informe de su equipo, discúlpese con su supervisor y sus compañeros de equipo y envíe ese informe lo antes posible. Reconocer sus defectos puede aliviar la tensión que a menudo sigue a los errores y puede mostrarles a sus compañeros de trabajo y a su empleador que es humilde y está dispuesto a mejorar.

2. Haz que los argumentos sean productivos

Una de las mejores formas de explorar muchas posibles soluciones a un problema compartido son las discusiones respetuosas. Cuando surja un conflicto o desacuerdo en el lugar de trabajo, esté abierto a sintetizar ideas desde múltiples perspectivas en lugar de aspirar a que una idea triunfe sobre las demás.

Si se encuentra en desacuerdo con un compañero de trabajo o supervisor, haga lo que pueda para establecer puntos en común entre usted y su colega. Si bien sus opiniones pueden diferir sobre cómo llegar a ese destino, determinar sus valores compartidos o comprender que ambos están tratando de resolver el mismo problema es un buen punto de partida.

Concentre sus opiniones y contribuciones en trabajar juntos para lograr los objetivos del equipo o de la empresa para asegurarse de que está haciendo su parte para mantener la conversación productiva.

3. Elogie a sus colegas

Elogiar con frecuencia los logros y éxitos de sus colegas, tanto dentro como fuera del lugar de trabajo, puede demostrarles a sus compañeros de trabajo que usted se preocupa por ellos. La retroalimentación útil y constructiva es importante en el lugar de trabajo, pero apunta a ser positiva con más frecuencia que crítica.

Cuando la crítica sea necesaria, explíquele a su colega por qué se justifica esa crítica. Esta estrategia puede ayudarlo a ver a sus compañeros de trabajo no como competidores sino como compañeros de equipo cuyo éxito es su éxito. Asegúrese de que su elogio se sienta sincero al ofrecer elogios solos con frecuencia en lugar de usarlos como un amortiguador contra las críticas que ofrece más tarde (lo que a veces se conoce como un “sándwich de elogio”).

Además de elogiar los logros importantes, también puede apreciar las cosas más pequeñas que hacen sus compañeros de trabajo o agradecer a otros que impactan positivamente en su lugar de trabajo. Por ejemplo, podría agradecer a la persona que encendió la cafetera esa mañana o decirle al personal de mantenimiento del edificio que aprecia todo lo que hacen para que su espacio de trabajo sea limpio y eficiente.

Elogiar a los que te rodean puede traer más positividad a tu perspectiva y mejorar la forma en que los demás te perciben.

4. Conoce a tus compañeros de trabajo

Si está realmente interesado en la vida de sus colegas, puede entablar amistades rápidamente que pueden mejorar la colaboración en el lugar de trabajo y ayudarlo a mantenerse conectado si sus trayectorias profesionales lo llevan en direcciones diferentes.

Hay muchas oportunidades durante la jornada laboral para conocer a quienes te rodean. Puede seguir siendo profesional mientras conoce a sus compañeros de equipo a nivel personal. Por ejemplo, puedes pregúntale a tu compañero de equipo sobre su familia, pasatiempos y aspiraciones profesionales.

Con esta información personal, puede mostrar aún más su interés al recordar y hacer un seguimiento de lo que ha aprendido. Su consideración puede ayudarlo a conectarse más personalmente con sus compañeros de trabajo y fortalecer esas relaciones dentro y fuera del lugar de trabajo.

5. Prioriza la formación de equipos

Participar en actividades de trabajo en equipo, tanto dentro como fuera del lugar de trabajo, puede crear un ambiente de trabajo positivo y fortalecer las relaciones. Considere coordinar una salida durante un día de trabajo que involucre ejercicios de resolución de problemas y trabajo en equipo. También puede usar actividades cortas para romper el hielo al principio o al final de las reuniones semanales para ayudar a su equipo a construir relaciones más sólidas.

Para eventos fuera del trabajo, invite a algunos colegas a una noche de juegos, a almorzar oa la hora feliz después del trabajo. Pasar este tiempo con sus compañeros de equipo puede ayudarlo a conocerlos en un nivel más personal que puede conducir a una mejor colaboración en el lugar de trabajo.

A medida que avanza en su carrera, concéntrese en mejorar sus relaciones personales con sus compañeros de trabajo para crear un ambiente de trabajo más positivo y fomentar conexiones que puedan mejorar tanto su calidad de vida como su red profesional.

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.