Cómo administrar un procedimiento exitoso de retiro de productos

Por el equipo editorial de Indeed

Publicado el 8 de octubre de 2021

Las empresas retiran productos cuando notan un defecto en su diseño o efecto. Es importante que las empresas manejen con éxito las retiradas de productos, ya que los productos defectuosos pueden dañar la salud de un cliente y la marca de la empresa. Si trabaja en la industria de fabricación o diseño y administración de productos, es importante que comprenda los retiros de productos. En este artículo, explicamos qué es un retiro de producto y por qué ocurre, y compartimos seis estrategias para ayudarlo a administrar un procedimiento de retiro de producto.

¿Qué es el retiro de un producto?

El retiro de un producto es un procedimiento en el que una empresa debe retirar un producto del mercado y de los consumidores que lo compran debido a un defecto o error en su producción. Durante este proceso, las empresas compensan o convencen a los consumidores de cambiar los productos para garantizar la seguridad de sus clientes. Los retiros de productos a veces son prácticas voluntarias de la empresa propietaria del producto defectuoso o son una acción obligatoria que exigen otras organizaciones, como el gobierno.

¿Por qué es importante gestionar los retiros?

Es importante administrar los retiros del mercado correctamente porque pueden afectar su marca y la salud de sus clientes. Debido a que los defectos en el artículo pueden afectar la seguridad de los clientes, es importante retirar rápidamente los productos defectuosos. Por ejemplo, una empresa de bicicletas puede retirar una bicicleta si nota que un perno que usó en el montaje está mal ajustado y se afloja con frecuencia. A menudo, un retiro del mercado puede afectar la salud de los consumidores tanto a corto como a largo plazo, ya sea por tener efectos secundarios potenciales que antes se desconocían o porque puede ser un riesgo inmediato, como la caída de vidrio en un lote de alimentos en una fábrica.

La gestión eficaz de las retiradas de productos también puede ayudar a garantizar que las empresas mantengan una buena reputación. El uso de estrategias exitosas para el retiro de productos a menudo permite a las empresas asumir la responsabilidad de su producto y tomar medidas para enmendarse con los clientes. Esto puede ayudar a animar a los consumidores a seguir comprando productos de la empresa.

Motivos de los retiros

Las empresas suelen retirar un producto para garantizar la seguridad de sus clientes y la integridad de su marca. Hay varias razones por las que una empresa puede necesitar retirar un producto, que incluyen:

falta de pruebas

Si una empresa lanza un producto al mercado sin someterlo a pruebas exhaustivas, puede haber efectos secundarios o defectos que los profesionales podrían haber notado durante las pruebas. Esto puede incluir productos que no se someten a pruebas de estrés para medir su resistencia o probar los efectos a largo plazo de un producto. Por ejemplo, es posible que una empresa deba retirar alimentos al enterarse de que si una persona come el producto alimenticio con frecuencia, podría desarrollar un problema de salud exclusivo de la receta de esa empresa. De manera similar, una empresa podría retirar los cinturones de seguridad de un automóvil si no probaron su efectividad en una simulación de choque.

errores de fabricación

Otra razón común para que las empresas retiren un producto son los errores de fabricación. Esto puede incluir errores en la producción, como omitir un ingrediente o contaminar un producto con otra sustancia. Por ejemplo, una empresa podría retirar su comida para gatos si descubre que el fabricante no incluyó accidentalmente el pollo en la receta.

sustituciones

Las sustituciones son otro tipo de error de fabricación que puede dar lugar a la retirada de un producto. Cuando un fabricante sustituye un ingrediente por un producto debido a los costos o la disponibilidad. Cuando las empresas no autorizan estos sustitutos, es posible que deban retirar el producto más adelante. Por ejemplo, si una marca que normalmente usa ingredientes de origen orgánico se entera de que un fabricante sustituyó un ingrediente artificial, puede retirar el producto para preservar la integridad de su marca.

Limitaciones imprevistas

A veces, una empresa puede retirar un producto debido a algunas de sus limitaciones imprevistas. Esto suele ocurrir cuando una empresa se apresura a lanzar un producto al mercado sin probarlo lo suficiente o considerar todas sus posibles limitaciones o usos. Por ejemplo, si una empresa lanza un transportador de mascotas que incluye múltiples características de seguridad, pero no permite que la mascota salga fácilmente del transportador, es posible que lo retiren para mejorar el diseño.

Cómo gestionar un procedimiento de retirada de productos

Siga estos pasos para ayudarlo a administrar un procedimiento de retiro de productos:

1. Reacciona rápidamente

Cuando nota un problema con un producto que podría afectar la salud o la felicidad de los consumidores, es importante reaccionar rápidamente. Las reacciones rápidas a los defectos del producto permiten a las empresas abordar el problema antes que otros medios de comunicación. Tener una respuesta rápida también muestra a los consumidores que la empresa se hace responsable de su error y trabaja para solucionarlo. Esta práctica puede ayudar a animar a los clientes a ser pacientes y comprensivos mientras la empresa encuentra una solución.

2. Notificar a las autoridades

Una vez que comprenda el problema con el producto, comuníquese con las autoridades correspondientes. Esto suele ser un requisito legal, especialmente si se trata de un producto alimenticio o un peligro para la seguridad. La agencia rectora de la industria en la que se relaciona su producto puede tener procedimientos de retiro específicos que la empresa debe seguir, así que asegúrese de preguntar sobre los próximos pasos.

3. Dar una explicación

Ofrezca a los consumidores una explicación del retiro. Es útil compartir esta información en un comunicado de prensa o en las cuentas de redes sociales de la empresa. Brindar una explicación breve y precisa del retiro garantiza que los consumidores entiendan lo que está sucediendo y por qué. Esto puede hacer que los consumidores estén más dispuestos a aceptar soluciones como un intercambio de productos o una compensación total.

4. Estar disponible para preguntas

Después de anunciar el retiro de un producto, tómese un tiempo para abordar las inquietudes y preguntas de los clientes. Esto puede incluir compartir información de contacto en el anuncio de retirada inicial, para demostrar su disponibilidad. Es posible que desee configurar una cuenta de correo electrónico o un sistema de mensajería que se centre en los retiros del mercado para mantener organizada la comunicación de la empresa. Ser transparente y compartir detalles sobre el retiro puede ayudar a generar confianza en el cliente y la empresa, lo que mejora la reputación de su marca.

5. Ofrecer reembolsos

Para asumir la responsabilidad por el retiro del producto y preservar las relaciones con los clientes, ofrezca reembolsos por el producto. Muchas empresas optan por ofrecer reembolsos completos o un cambio por un producto funcional. Ofrecer ambas soluciones a los clientes puede ayudar a aumentar la satisfacción del cliente, aunque en algunos casos solo es posible ofrecer una. Por ejemplo, si retira un producto antiguo y desde entonces ha detenido la producción, no podrá ofrecer un cambio. También puede incluir esta información en el aviso de retirada del producto.

6. Utilice un seguro de retirada de productos

El seguro de retiro de productos puede proteger a las empresas y fabricantes de los costos de retirar un producto. Por lo general, estos costos incluyen envío, eliminación y publicidad. Si la empresa para la que trabaja tiene una póliza de seguro por este motivo, comuníquese con la compañía de seguros para determinar cómo hacer un reclamo. El seguro de retiro de productos suele ser útil en los casos en que el retiro del producto implica riesgos para la salud, ya que estos suelen ser más urgentes. Si la empresa no tiene un seguro de retiro de productos, omita este paso.

7. Reintroducir el producto

Una vez que administre el retiro del producto, comience a planificar cuándo y cómo reintroducir el producto en el mercado. Esto puede incluir la planificación de campañas de marketing y la consulta al equipo de diseño de productos para asegurarse de que el motivo del retiro no vuelva a ocurrir. Gestionar con éxito las retiradas de productos permite a las empresas mantener su base de clientes, lo que puede facilitar la reintroducción del producto.

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.